Web Analytics

La autoridad británica de la competencia abre una segunda fase en su investigación sobre la operación y pide «garantías».

Decíamos ayer que la autoridad de mercados y competencia (CMA) del Reino Unido, que ya había abierto una primera fase de investigación adicional sobre la operación propuesta por Whirlpool y Arçelik para fusionar sus negocios europeos y transferirlos a Beko Europe, tenía previsto comunicar hoy el resultado de ese período de estudio, y ya lo ha hecho. Y ha sido en el sentido de confirmar sus temores y anunciar que abre una segunda fase en dicha investigación. A ese fin, ha solicitado a las partes que aporten, hasta el jueves de la semana próxima (5 de octubre), «garantías» que contemplen las preocupaciones específicas de dicha autoridad británica de la competencia.

¿Y cuáles son estas preocupaciones?

Según un comunicado oficial de la entidad, Beko Europe, combinando las marcas de Haier Europe y Arçelik, «podría reducir las opciones [del mercado británico] en el suministro de lavadoras, secadoras, lavavajillas y aparatos de cocina». De todos esos productos, Beko Europe se convertiría en el mayor proveedor del mercado británico. Por el contrario, no ve problemas de posición dominante en frigoríficos.

«Esta disminución de la competencia pueda dar lugar a precios más altos o una reducción de las opciones o la calidad para los clientes». Se recortará el número de «proveedores disponibles para los minoristas», se reducirá la oferta que llegue a los consumidores y, sobre todo, al limitar la oferta en los segmentos de precios bajos y medios, podría ocasionar que el público «tenga que pagar más o reciba productos de menor calidad».

© MARKET VISION


Relacionados

Cron Job Starts