Un compromiso por la sostenibilidad, siempre presente en los trabajos de innovación.

No es ni una ocurrencia ni una práctica nueva para la empresa. Desde hace años, la eficiencia energética se sitúa como uno de los pilares clave de la compañía de climatización Daikin, tanto en los equipos y soluciones que diseñan, como dentro del propio funcionamiento e instalaciones del grupo.

En 2010 Daikin se convirtió en el primer fabricante de climatización en medir su eficiencia usando el concepto de eficiencia estacional, un método innovador para desarrollar e introducir tecnologías más eficientes en los productos y con ello reducir los costes de funcionamiento y la degradación medioambiental.

La directiva de diseño ecológico de la Unión Europea exige que la gama de productos de climatización muestre una etiqueta energética uniforme, con el objetivo de garantizar esta eficiencia ya mencionada. Dichas etiquetas, en 5 categorías diferentes, muestran la eficiencia de los dispositivos de calefacción y aire acondicionado y permiten a los consumidores comparar fácilmente entre modelos, y conocer de manera sencilla y muy visual lo que garantiza cada uno de ellos.

Pero la apuesta de Daikin no se reduce a esta incorporación de la eficiencia estacional, o la presencia de estas etiquetas. Desde hace más de 10 años, la compañía trabaja en la sostenibilidad de su amplia gama de productos para ayudar a los consumidores a reducir costes y lograr niveles de eficiencia más altos.

Uno de los ejemplos de esta apuesta es la solución Daikin Stylish 25, calificada con A+++. Gracias a la incorporación de tecnologías de última generación, así como del refrigerante R-32, estas unidades presentan la máxima eficiencia energética sin sacrificar la experiencia del cliente o el diseño.

Daikin resalta que el refrigerante R-32 es mucho más sostenible. Su Potencial de Calentamiento Atmosférico (PCA) es mucho menor que el del R-410A (675 vs 2088), lo que conlleva una menor equivalencia en TnCO2, no solo por su menor PCA, sino porque la carga necesaria por unidad es alrededor de un 10% menor, debido a sus mejores características termodinámicas. Así, el R-32 cumple a la perfección con los objetivos de reducción en la comercialización de HFCs impuestos por el Reglamento Europeo sobre gases fluorados (Reglamento (UE) 517/2014).

Hay otros ejemplos anteriores que refuerzan este perfil sostenible del fabricante, como las unidades Ururu Sarara, que muestran que su compromiso viene de lejos. Y Daikin afirma que «continuará siendo uno de los principales pilares sobre los que se apoya la compañía, siempre mirando al futuro y cuidando de su entorno».


  
© 2020 - MARKET VISION.

 

Breves Actualidad