Algunos trucos son jugar con las formas y camuflar las verduras en almuerzos más apetitosos.

Con motivo de esta vuelta al cole, Teka ofrece varias ideas para preparar almuerzos saludables con el fin de que el recreo se convierta, además de en un rato de diversión, en un momento ideal para mantener una buena alimentación.

Cambiar los hábitos de los niños puede ser fácil si se lo presentamos como un juego. La mejor manera para que los pequeños sigan una alimentación saludable y equilibrada es empezar desde el propio hogar, con toda la familia unida a este hábito.

Los almuerzos saludables son la alternativa perfecta para que los niños coman frutas, verduras, legumbres y otros productos muy beneficiosos para su salud. Estos alimentos suelen ser los que menos gustan a los niños, pero con un poco de imaginación y siendo originales en su presentación, estos almuerzos pueden convertirse en su comida favorita. A continuación, algunos trucos de Teka para que los pequeños coman saludable:

—Incluir siempre una pieza de fruta. Será el postre ideal para tomar a mediodía. Por ejemplo, si se cortan diferentes piezas en un vaso se obtiene una colorida y deliciosa macedonia.

—Optar por barritas de cereales caseras. Pueden elaborarse el fin de semana con diferentes cereales y miel para que las disfruten de lunes a viernes.

Camuflar las verduras en almuerzos más apetitosos, como un sándwich de jamón, queso y espinacas.

Jugar con las formas para que la presentación sea divertida. Algunas opciones son hacer un dibujo de un animal con tomate y rodajas de aceitunas negras en un plato de arroz; presentar el melón en pequeñas bolitas; cortar las zanahorias en forma de corazón, o elaborar una tarta de frutas de temporada y frutos secos decorada con melocotones y chocolate en forma de abejas.

En resumen, se trata de romper cada día la monotonía a través de un almuerzo saludable y original.


  
© 2020 - MARKET VISION.

 

Breves Actualidad